220 familias de Chimbarongo podrán adquirir terreno y construir sus casas.

6 de enero de 2020

Por medio de la reasignación de recursos de parte de Subsecretaría de Desarrollo Regional y Administrativo (Subdere), se invertirán en Chimbarongo más de mil millones de pesos para diferentes propuestas, entre ellas la compra de 5.5 hectáreas de terreno en donde se levantarán las viviendas.

Para esta iniciativita se destinaron más de 700 millones de pesos, noticia que fue entregada por el Intendente Juan Manuel Masferrer y el subsecretario Claudio Alvarado, en compañía del alcalde de Chimbarongo Marco Contreras, el diputado, Ramón Barros, el gobernador Yamil Ethit concejales y dirigente vecinales. Juntos dieron la buena nueva a los beneficiados presentes destacando el trabajo en conjunto para llegar a esta meta.

Al respecto la primera autoridad regional destacó que “aquí hay familias que llevan muchos años esperando y hoy día tenemos este paso concreto e importante para tres comités. Es una inversión importante que les va a permitir tener el terreno en donde podrán construir sus casas propias por tanto agradecidos por la rapidez en que el subsecretario de Subdere pudo aprobar estos recursos y asignarlos, es una muy buena forma de empezar el año”.

Mientras el subsecretario Alvarado explicó que “es una fecha relevante para estas 200 familias porque después de casi 6 años de trabajo mancomunado y muchos sueños y esperanza hacen realidad este importante paso para llegar a la casa propia, como lo es la adquisición del terreno, por eso como Gobierno nos sentimos muy contentos de poder aportar los recursos y haber acogido esta demanda de los vecinos, del alcalde y autoridades de la zona”.

Sobre ello en alcalde Marco Contreras, destacó el trabajo realizado, “es un sacrifico de muchos años de familias que han anhelado su casa, es una comuna que no tenía terrenos técnicamente aptos y ahí comenzó este trabajo en equipo. Agradezco a quienes hacen posible que esto sea realidad, partiendo por el Intendente”.

En tanto el diputado Ramón Barros, concluyó que “en el servicio público no hay un mejor momento que cuando uno puede cumplir las expectativas y el mandato que nos da la gente en términos de obras concretas”.