Vocero de Autismo Rancagua, Manuel Molina Rivera: «En Chile no existe una ley que nos ampare»

Como una forma de brindar contención y apoyo a las personas que viven el autismo y a sus familias, una agrupación nació en la Capital Regional de O`Higgins. Fue el deseo de ayudar a sus hijos, lo que empujo a Autismo Rancagua a crecer y a entregar ayuda con especialistas a las diferentes familias.

Con poco recursos, juntando latas de bebida en la calle, y haciendo cuanta actividad sea necesaria para financiar por mes los 2 millones de pesos que necesitan, las mamás de Autismo Rancgua, han logrado contar con los especialistas que necesita una familia que vive el autismo. 

Así los logros de esta organización comenzaron con la reconstrucción y acondicionamiento de una casa okupa, que se conviertió en un verdero centro de terapías, y continuaron de esta manera entregando  apoyo  donde algunos jovenes han llegado hasta la educación técnico profesional.

Todo a pulso, todo con poca ayuda y subsanando las falencias de un Estado que no tiene políticas públicas para el espectro autista.

Por eso, les queremos dejar el programa que hicimos con Autismo Rancagua. Nos acompañó el  profesor Manuel Molina y su hijo, José Tomás Molina Baros, quienes nos contaron como se vive y se trabaja dentro del autismo. 

Vocero de Autismo Rancagua, Manuel Molina Rivera: «En Chile no existe una ley que nos ampare»

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Abrir chat